El Ayuntamiento de l’Alfàs del Pi ha puesto en marcha el dispositivo necesario para instalar una cubierta en la pista multideporte, una estructura metálica, mixta y asimétrica, superpuesta en vigas de hormigón, que permitirá en un par de semanas, aproximadamente, ganar un espacio muy importante para la práctica deportiva en la localidad. Una mejora presupuestada en 222.532,44 euros, según ha informado el concejal de Urbanismo, Toni Such, tras la visita técnica realizada junto al concejal de Deportes y Servicios Técnicos, Oscar Pérez.

Precisamente el titular de Deportes, Oscar Pérez, ha informado que mientras estén las máquinas trabajando en la colocación del techado, solo se podrá acceder al polideportivo municipal por la puerta principal, cerrándose la entrada desde el parking de la Bolleta, por cuestiones de seguridad.

Los primeros dibujos de la cubierta se realizaron en un coche, nos comenta a título anecdótico José Muñoz, de la consultoría de l’Albir, SRS Consultoría Técnica S.L, responsable del proyecto y seguimiento de las obras, que también se han visto afectadas por la crisis de la pandemia del covid, debido al cierre de empresas de metalurgia, que han obligado a tener que dar más vueltas de las necesarias con el material y su manipulación previa, aún así un proyecto ilusionante, un reto que va tomando forma.

La estructura portante es mixta y asimétrica, presentando vigas de acero laminado en celosía de sección constante y curvatura variable, que constituyen también el apoyo vertical de un lateral. En el contrario, el extremo horizontal de las vigas apoya sobre las cabezas de pilares
cilíndricos de hormigón armado. Y es que si se observa desde fuera, el techado se curva, y sobrepasa la pista, es decir, que la capacidad interior se respeta, y lo que hace la cubierta es ganar espacio y aportar luminosidad. Son nueve metros de altura.