L’Alfàs del Pi se prepara para celebrar el 160 aniversario de la llegada al municipio del Santísmo Cristo del Buen Acierto. Para ello, la parroquia de San José, la Coral Polifónica l’Alfàs Canta y la concejalía de Fiestas están trabajando en la organización de un entrañable acto, que tendrá lugar el próximo domingo 26 de marzo, a las 11:30 horas, en la plaza Mayor. “Ese día los costaleros sacarán por primera vez la talla del Cristo a la plaza para que reciba el abrazo del pueblo de l’Alfàs”, ha recalcado José Antonio Rubio, director de la coral L’Alfàs Canta e impulsor del evento.

Esta mañana, Rubio ha presentado el acto junto al alcalde de l’Alfàs del Pi, Vicente Arques, la edil de Fiestas, Marisa Cortés, y el párroco del pueblo, Miguel Ángel Schiller. Se trata de una celebración con la que se quiere homenajear a los mayores del municipio. “Hablamos de tradición, de respeto, de devoción y de rendir tributo a nuestros mayores, pues gracias a ellos ese vínculo de l’Alfàs con su Cristo del Buen Acierto ha pasado de generación en generación y hoy día sigue tan fuerte como el primer día”, ha declarado Rubio.

La jornada arrancará a las 11:00 horas en la plaza de la Creueta, desde donde saldrá en pasacalle una comitiva formada por autoridades locales, mayorales, reinas y damas. La ambientación musical correrá a cargo de los integrantes de l’Escola de Dolçaina i Tabal de l’Alfàs, con Paco ‘El Bessó’ al frente, y de la Sociedad Musical La Lira.

Al llegar a la plaza Mayor, el Cristo del Buen Acierto saldrá de su capilla, en la parroquia de San José, para presidir la misa de campaña, que será oficiada por el párroco Miguel Ángel Schiller y que contará con la participación de la Coral Polifónica L’Alfàs Canta, “más de 40 voces acompañadas por una docena de instrumentistas de cuerda”, ha señalado Rubio. El acto finalizará con las tradicionales danzas, que bailarán las reinas y damas de las fiestas.

Gracias a la investigación realizada por Ángela Castillejo, José Rafael Frías y José Soler, plasmada en el libro ‘Historia de un legado’, se ha sabido que la talla del Santísimo Cristo del Buen Acierto llegó a l’Alfàs del Pi un 26 de marzo de 1857 y lo hizo por mar, desde Valencia hasta la playa de l’Albir. Una talla barroca del siglo XVII procedente del Convento del Remedio, que acabó en l’Alfàs del Pi gracias al canónigo Pascual Baldó, que es quien inició así mismo los trámites para obtener del Papa Pío IX una gracia para dar mayor realce a la imagen. De ahí que en l’Alfàs del Pi se puedan obtener cada mes de noviembre Indulgencias Plenarias. Para la realización de esta investigación tuvieron acceso a los fondos documentales de hasta 60 instituciones civiles y eclesiásticas e, incluso, de archivos privados.

Con la celebración del 160 aniversario de la llegada del Cristo a l’Alfàs lo que se pretende, según ha destacado Miguel Ángel Schiller, es “crear un vínculo de unidad y recuperar la identidad de un pueblo”. Desde la concejalía de Fiestas, la edil Marisa Cortes ha animado a toda la ciudadanía a asistir, pues se trata de “poner en valor las tradiciones que hemos heredado de nuestros mayores”.

Solicitud de Pascual Baldó de 15 de junio de 1857, en la que escribe de su puño y letra que el Cristo llegó el 26 de marzo de ese año. En la carta Baldó iniciaba los trámites para obtener de S.S. Pío IX una gracia por la que se diera mayor realce a la Imagen y se fomentara la religiosidad popular. Archivo Secreto Vaticano.

Detalle del escrito de Pascual Baldó.